febrero 24, 2024

A partir del 16 de octubre de 2023, la Secretaría de Salud de México, en colaboración con el Centro para la Salud de la Infancia y la Adolescencia (Censia) y otras instituciones del sector, da inicio a la Campaña Nacional de Vacunación contra la influenza y el COVID-19, dirigida a personas en situación de vulnerabilidad. La campaña se extenderá hasta el 31 de marzo de 2024 y tiene como objetivo suministrar un total de 54.6 millones de dosis, de las cuales 35.2 millones serán para la influenza y 19.4 millones para el virus SARS-CoV-2.

La campaña busca reducir el riesgo de hospitalización y defunciones por estas enfermedades en grupos vulnerables, que incluyen a las personas adultas mayores, embarazadas y aquellas con enfermedades que las predisponen a complicaciones graves.

La vacuna contra la influenza protege contra las formas graves de esta enfermedad causadas por los cuatro subtipos del virus que circulan, incluyendo dos del tipo A y dos del tipo B. Para reducir el riesgo de formas graves de COVID-19, se administrarán las vacunas Abdala y Sputnik V, ambas con un perfil de seguridad y eficacia óptimos y aprobadas por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).

Las personas elegibles para recibir estas vacunas son las siguientes:

  • Personas adultas mayores de 60 años.
  • Personal de salud.
  • Embarazadas en cualquier trimestre de gestación.
  • Individuos de entre 5 y 59 años con comorbilidades de riesgo que los predisponen a complicaciones graves.

Niños y niñas de 6 a 59 meses solo recibirán la vacuna contra la influenza estacional.

La población objetivo puede acudir a centros de vacunación, unidades de salud del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), IMSS-Bienestar, Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste), unidades de Petróleos Mexicanos (Pemex) o servicios de salud de las entidades para recibir las vacunas.

La campaña es una medida importante para garantizar la salud de las comunidades vulnerables durante la temporada invernal y prevenir complicaciones graves de ambas enfermedades.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *